La encrucijada de Wonder Woman y las lecciones aprendidas de Tenet y Mulán

La ‘patata caliente’ de los directivos de Warner: retraso o estreno en HBOMax

Las alarmas saltaron con el artículo de Bloomberg (que pueden leer aquí) cuando publicó que Wonder Woman 1984 podría estrenarse directamente en HBO Max un par de semanas después de su estreno, dinamitando cualquier ventana de exhibición.

Lo cierto es que, ahora mismo, la fecha de estreno de Wonder Woman 1984 es del 25 de diciembre de 2020. Estamos a seis semanas de ese día y es el momento justo para que Warner Bros decida su futuro. Básicamente tiene dos opciones, o bien retrasarse de nuevo, o bien estrenarse en fecha y justo después (o incluso al mismo tiempo) hacerlo en la plataforma HBO Max (que forma parte del conglomerado de WarnerMedia) Exploremos ambas vías.

Opción 1: Wonder Woman se retrasa

Hasta ahora los estudios han decidido retrasar sus grandes estrenos. En este caso, Warner podría mover a Wonder Woman al verano de 2021. Se habla incluso del 4 de junio de 2021.

Warner ha sido la única major en estrenar una gran película durante la pandemia, y ésa ha sido Tenet. Los números hablan por sí solos. Ha recaudado 350M$ en todo el mundo, y 52M$ en EEUU. Son completamente insuficientes para rentabilizar una producción de 200M$.

Wonder Woman 1984 está pensada para recaudar más de 1.000 millones de dólares y, como ha enseñado Tenet, eso sería imposible de obtener estas navidades. Así, un retraso al verano sería lo más prudente. El lado negativo de todo esto es que un nuevo retraso significaría una nueva campaña de publicidad y, muy probablemente, más de una penalización (que no vamos a conocer nunca) con las distintas compañías con las que se comparte dicho gasto y que ya han «pagado» parte de la misma.

Opción 2: Wonder Woman se estrena el 25 de diciembre y posteriormente en HBOMax

Esta sería la alternativa a la anterior. Por una parte, se cumpliría lo que de manera insistente han proclamando desde Warner: «WW1984 will be in theaters.» Y, por otra, se ahorrarían las penalizaciones antes mencionadas.

Eso sí, jamás se va a alcanzar la cota de los 1.000 millones de dólares recaudados. Además, contamos con el hecho de que en Estados Unidos se están volviendo a cerrar cines y que los de media Europa ya están cerrados hasta nuevo aviso.

Pero, y aquí entramos en un terreno más farragoso, se buscaría el éxito de la plataforma de WarnerMedia, HBO Max. Esta es una plataforma que está disponible únicamente en Estados Unidos (en 2021 en España y Europa) y que tiene solo seis meses de antigüedad pero que es la pieza fundamental del crecimiento futuro del grupo.

Las plataformas son actualmente las únicas vías de ingresos seguros para las majors y donde la competencia es feroz. Warner lanzó HBOMax para competir con Netflix o Disney+ pero necesita productos estrella para aumentar su número de suscriptores.

Así, el éxito de Wonder Woman no se contabilizaría en recaudación sino en ese número de suscriptores. Ahora mismo, HBOMax tiene 8.6 millones de activaciones, con 38 millones de suscriptores combinados entre HBO y HBOMax, que es más de lo que proyectaban para su primer año de vida.

Pero, como hemos dicho, las plataformas son máquinas de engullir productos. Necesitan una alimentación constante bien de películas bien de series y, de vez en cuando, algún producto estrella que eleve el valor de la marca y atraiga a nuevos suscriptores. Y ahí es donde entra Wonder Woman 1984.

En este caso, Warner la estrenaría, allí donde pudiera, el 25 de diciembre y un par de semanas después (o antes incluso) en su plataforma. Sin embargo, Deadline ha consultado sus fuentes dentro de la compañía y éstas opinan que este plan no tiene muchas opciones para que ocurra. Eso sí, según el artículo inicial de Bloomberg, es el jefe de WarnerMidia, Jason Kilar, el más interesado en explorar esta vía. Veremos quién gana.

Los afectados colaterales serían los cines, que verían reducidísima (o eliminida directamente) las ventanas de exhibición. Se reduciría aún más el peso de los exhibidores quedando a merced de las distribuidoras.

Las lecciones de Mulán

Lo que busca Warner es una especie de «efecto Hamilton» en Disney+, que supuso un enorme aumento de suscripciones a la plataforma. Pero hablando de Disney, ¿qué paso con Mulán?

En la presentación de resultados que se celebró el 12 de noviembre, Bob Chapek, CEO de Disney, no habló muy claro de los resultados de Mulán. Se esperaba conocer los números que había conseguido, pero eso no ocurrió. Simplemente hubo una frase al respecto de ello, “pleased with the results of Mulan as a premiere access title.” Satisfechos. Y punto.

Lo importante no es lo que dijo sino lo que no dijo. No especificaron datos, con lo cual se confirma la teoría de que el paso de Mulán por PVOD (a 29.99$) ha sido un fracaso. Seguro que Disney ha perdido dinero con la cinta. No sabemos cuánto y probablemente no lo sabremos. Lo que sí ha provocado es que no se vuelva a explorar la vía del PVOD de momento. Eso sí, Disney no ha cerrado completamente la vía, como se puede leer en este artículo de Deadline.

Así, Soul se va a estrenar en la plataforma sin tener que pagar un alquiler adicional. Y veremos qué es lo que pasa con Black Widow. Probablemente lo que ocurra con Wonder Woman 1984 suceda con la de Marvel.

Pero sí hubo un dato muy favorable que Disney sí dio y es el número de suscriptores. Si en agosto había 60 millones en todo el mundo, a finales de septiembre había ya 73.7 millones. El aumento es espectacular y, a dicho aumento ha contribuido en gran medida Mulán.

Por lo tanto, el «fracaso» de la cinta no ha sido tanto (el aumento de suscriptores es el nuevo maná) y ésa es la vía que quieren explorar en Warner.

Por último, simplemente apuntar que este artículo tiene fecha de caducidad temprana. Warner tiene que tomar una decisión ya. Veremos cuál. ¿Apuestas?

Compártenos

2 comentarios en «La encrucijada de Wonder Woman y las lecciones aprendidas de Tenet y Mulán»

  • el 14 noviembre, 2020 a las 01:53
    Enlace permanente

    Yo creo que lo más probable es que la retrasen, estrenarla estas Navidades sería un fracaso, y la opción de cine + estreno en plataforma a las pocas semanas, tampoco creo que vaya a ayudar mucho, como dice el artículo, a Disney no le salió bien la jugada con Mulan.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *